www.capitaledomex.com.mx

Sábado 18 de Septiembre 2021

Exigen policías de Naucalpan pago de quincenas y prestaciones laborales

 

En demanda del pago de su nómina y prestaciones laborales, alrededor de 60 policías de Naucalpan, integrantes de la organización Policías Descalzos, se manifestaron sobre Periférico Norte.  Con pancartas en mano, exigieron a la alcaldesa Patricia Durán Reveles el pago puntual de sus quincenas, al registrarse un atraso en éstas desde hace dos meses, así […]


En demanda del pago de su nómina y prestaciones laborales, alrededor de 60 policías de Naucalpan, integrantes de la organización Policías Descalzos, se manifestaron sobre Periférico Norte. 

Con pancartas en mano, exigieron a la alcaldesa Patricia Durán Reveles el pago puntual de sus quincenas, al registrarse un atraso en éstas desde hace dos meses, así como el pago para las viudas de los elementos que han perdido la vida en su deber.

Otras de sus demandas fueron recursos suficientes para la gasolina de las patrullas, créditos para vivienda y uniformes dignos, ya que reconocieron que los uniformes que les entregan son tallas no acordes a sus medidas.

Tras la manifestación realizada, los elementos se dirigieron a las puertas del Palacio Municipal para entregar un pliego petitorio a las autoridades naucalpenses. 

En el pliego se incluyeron otras demandas como una jornada laboral de 12 por 24 horas, ya que las jornadas de 24 por 24 dañan su salud, señalaron.

Pidieron un seguro de vida y 60 días de aguinaldo, además de una quincena de prima vacacional. 

Esta movilización de policías se sumó a las manifestaciones que se registran por parte de trabajadores del Sindicato Único de Trabajadores de los Poderes, Municipios e Instituciones Descentralizadas del Estado de México (Suteym), quienes han denunciado que un atraso en el pago de la nómina.

En el caso de los trabajadores del Suteym, las autoridades naucalpenses han indicado que el atraso en los pagos se debe a la difícil situación financiera por la que atraviesa el municipio, tras la disminución de las aportaciones federales y la baja recaudación a causa de la pandemia por el virus SARS-CoV-2.